La Gran Aldea | “¿Cuánto tiempo toma morirse por desnutrición?”, por Milagros Socorro

Por Milagros Socorro en La Gran Aldea

“Cómo es posible que no hubiera un vecino caritativo que le llevara aunque fuera una arepa”, comentarios como este, no muy inteligentes, pero sí frecuentes, vimos en las redes sociales, cuando la periodista Lysaura Fuentes escribió en Twitter que dos ancianos habían sido “encontrados muertos en estado de descomposición, dentro de su apartamento en el piso 9 de las residencias Villa II, en Puente Hierro #Caracas”. Se trataba de los hermanos Silvia Margarita Sandoval Armas, de 72 años, quien vivió en ese apartamento con la madre de ambos hasta que esta falleció, momento a partir del cual lo compartió con Rafael David Sandoval Armas, quien también terminaría muerto, a los 73 años, por “desnutrición proteico-calórica”, según establecieron las autoridades.

Pero, ¿en verdad no hubo un alma caritativa que les diera una arepita? Claro que hubo. De esto nos hemos enterado por sucesivas notas de prensa de que “los hermanos Sandoval Armas eran muy reservados”, como estableció la reportera de Efecto Cocuyo, quien agrega que tenían más de 40 años viviendo en ese edificio. Los vecinos, de hecho, les llevaban la caja CLAP, cada dos o tres meses, cuando esta llegaba y con frecuencia les daban algo de comer. Pero ellos no lo pedían. Era evidente que no querían que nadie viera la extrema necesidad en la que vivían, porque incluso cuando iban a preguntarles que cómo estaban, decían que estaban bien. Mentían. En Venezuela, cuando alguien pregunta: ¿Cómo estás?, la gente suele decir: Bien, en medio del desastre. O fórmulas de este tipo. Los hermanos Sandoval Armas, con las fuerzas justas para respirar unas horas más, decían: Bien. Mentían.

Agotamiento, ceguera, shock

-¿Cómo se determina que alguien ha muerto por desnutrición? -le pregunto a la médica nutróloga Marianella Herrera Cuenca, profesora de la UCV, directora del Observatorio Venezolano de la Salud y miembro del consejo directivo de Fundación Bengoa.

Lee más en La Gran Aldea

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s