Opinión | Señor presidente: cállese

 

Por 

Los ciudadanos pedimos a nuestros gobernantes que respondan por sus decisiones, pero gobernar a través de las redes sociales o con monólogos subidos a YouTube —como las conferencias matutinas del mexicano Andrés Manuel López Obrador—, no estaba en los planes de los redactores de nuestras constituciones. Hay algo profundamente complejo en los presidentes que usan Twitter y Facebook como canal de gobierno: sus cuentas esquivan a las instituciones y a cualquier mecanismo de control tradicional de las democracias y ponen al líder en contacto directo con las masas. Sin intermediarios, dicen y hacen lo que quieren. Y esta no es la mejor noticia para la gobernabilidad, especialmente en América Latina, una región con democracias en consolidación o, incluso, tambaleantes.

Lee más en The New York Times

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s