El Ucabista | ¿Una marca que va bien?

el

guaido-def-802x478

Por Gabriel Wald en El Ucabista

Podemos especular sobre la dimensión política de Juan Guaidó, pero luce difícil vaticinar su futuro, sus cuotas de poder, el accionar de sus aliados y de sus enemigos.

En este mapa incierto que transita Juan Guaidó y quienes lo respaldan, hay un área que depende más de la planificación que de la coyuntura: su capacidad de simbolizar algo relevante a mediano y largo plazo, que realmente se capitalice con acciones colectivas.

Hay varios aciertos que contrastan con desatinos de años previos, especialmente manejando la esperanza y las expectativas. Pero el análisis del efecto Guaidó debe vencer la tentación de caer en los desgastados panoramas electorales, irrelevantes sin cambio de poderes; el reto es trascender el mercadeo político oportunista (orientado solo a los votos), que caracterizó tantas contiendas durante el chavismo.

Son varias las preguntas claves a mediano plazo: ¿Puede Juan Guaidó convertirse o gestar un símbolo fundamental, que active y oriente la responsabilidad de cada venezolano? ¿Puede llegar a movilizarnos incluso con miedo e incertidumbre? ¿Podría perdurar como símbolo durante una lenta reconstrucción del tejido social? ¿Podría conciliar las contradicciones que nos trajeron hasta aquí y que habitan en cada venezolano? Si Guaidó se convirtió en una figura esperanzadora en dos meses, ¿qué podemos rescatar, en caso de que triunfe el gobierno en este pulso?

Lee más en El Ucabista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s